Joaquín Prado durante un tiempo muerto (Foto: Pablo Lasaosa)
|
Noticia LIGA LEB PLATA

Basket Navarra, un carácter irrendible que ruge de nuevo

1/10/2017 No resultó ni mucho menos sencillo su retorno a una Liga LEB Plata en la que el Basket Navarra se vio obligado a empezar de nuevo durante el pasado verano pero el carácter irrendible del que se ha contagiado este año el vestuario pamplonés ha llevado a los de Joaquín Prado a levantarse tras cosechar seis triunfos durante las últimas siete jornadas.

PABLO ROMERO / ÁREA DE COMUNICACIÓN FEB

Seis temporadas ininterrumpidas en la Liga LEB Oro donde llegaron a disputar incluso los playoffs por el ascenso a la Liga Endesa fueron más que suficientes para que la ciudad de Pamplona se acostumbrara a convivir con un baloncesto que dio no pocas alegrías a su afición.

Pero el caprichoso destino llevó al plantel navarro a consumar el pasado verano su descenso deportivo a una Liga LEB Plata en la que se vieron obligados a empezar de nuevo. Con el Polideportivo Universitario asentándose como su nuevo hogar y con el experimentado Joaquín Prado a los mandos del equipo, el club pamplonés realizaba este año un retorno a los orígenes recuperando su tradicional indumentaria roja liderada por su incombustible capitán Iñaki Narros.

Un buen número de atractivos que, sin embargo, no terminaron de encontrar su camino durante un tramo inicial de temporada en el que la readaptación a la competición se vio frenada en seco ante una mala racha de resultados a domicilio. Su inversión en la noche del pasado 10 de diciembre trajo consigo una racha de 6 triunfos en 7 jornadas y, en especial, un torrente de buenas sensaciones con las que los navarros afrontan ahora con el mayor de los optimismos el tramo final de una temporada para recuperar la ilusión


Prado: “Teníamos ganas de una victoria importante”

Con un prestigioso triunfo ante el HLA Lucentum daba comienzo la segunda vuelta de un Basket Navarra muy diferente al que perdió en su estreno liguero en Alicante por cerca de una treintena de puntos.

De este modo, los de Joaquín Prado firmaban su sexta victoria dentro de los últimos siete encuentros para confirmar ya no solo su adaptación a la competición sino, sobre todo, unas sensaciones con las que adquirir una nueva dosis de ilusión de cara a la segunda vuelta.

Un encuentro que su técnico valoraba muy positivamente a su conclusión: “Ha sido una victoria muy importante para nosotros ya no sólo a nivel de resultado pero también de sensaciones ya que hay jugadores que han destacado a nivel estadístico pero otros que quizá no hayan llamado la atención en ese sentido pero que han sido fundamentales para el equipo. Pablo Yarnoz nos ha dado ritmo desde el principio, Íñigo Zabalo ha sido importantísimo en el tercer cuarto, Manu Vázquez nos ha ayudado mucho defensivamente y en el rebote, Adrián García nos ha dado mucho… en definitiva, una victoria muy coral”.

De este modo, los navarros se sacaban la espinita de aquella derrota en Alicante que supuso el inicio de su camino: “Con este resultado demostramos que entre los dos equipos no hay una diferencia tan grande como podían hacer pensar los 30 puntos por los que nos ganaron en la primera vuelta. Desde ese día hemos realizado 120 sesiones de entrenamiento y nos hemos puesto al nivel del resto de equipos que, por aquel entonces, nos sacaban 20-30 sesiones debido a nuestro tardío inicio de pretemporada. Ahora somos capaces de competir de tú a tú y eso nos hace estar muy satisfechos porque nos ayuda a pensar que el esfuerzo ha merecido la pena. El equipo está trabajando muy bien y ese es nuestro mejor termómetro independientemente de que hayamos ganado seis de los últimos siete partidos”.

Con esta victoria, los pamploneses se sacaban definitivamente esa espinita de un inicio de temporada en el que la suerte no les acompañó del todo reafirmando que han encontrado nuevamente su camino: “Teníamos muchas ganas de conseguir una victoria importante y podríamos decir que ya la tenemos porque no hay que olvidarse de que el Lucentum Alicante llegaba a Navarra como el colíder de la clasificación. Ahora no debemos conformarnos y tenemos que tratar de seguir en esta línea, nos queda un partido en Zornotza antes del parón liguero por la Copa y vamos a intentar seguir por este camino para poder hacernos con el triunfo”.